jueves, 17 de diciembre de 2009

TENTACIONES (Elegía)


... Y te vas tan pronto,
sin previo aviso,
dejas tu mundo cerrado
a cal y a canto,
no dejas huella alguna
todo lo borraste,
¡qué torbellino cegó tu razón!,
¡qué angustia abatió tu alma!,
¡qué segundo fatal, cruel
rondó tu cabeza,
... y te vas en ayunas,
con tus diecisiete sueños,
con tus diecisiete espasmos,
con tu misterio
de diecisiete esquinas,
... y te vas del incoloro,
del impotente,
del injusto e imprevisible
solar de otoño,
a la quebrada y retorcida noche
con la furia desatada,
¡quién dispuso a tu garganta!,
¡quién te ofreció la luz vencida!,
¡quién con tanta prisa te llevó
a los cañaverales de septiembre.

Si un día volvieras,
de la espesura,
ya despierto,
en un caballo de espuma,
amárralo a los ojos
de tu madre,
la que siempre te cuida,
¡ay si un día volvieras!,
... en un caballo de espuma.

6 comentarios:

Taty Cascada dijo...

Precioso amigo mío, un verdadero regalo para mi agobiante día...He tenido sinsabores alienantes, pero pasar por tus palabras, me reconforta el alma.
Un beso para ti.

Elena dijo...

"...y si un día volvieras..."
Volveré, y seguro encontraré belleza y hermosura.

Un beso.

Luis Sánchez García dijo...

Taty, deseo para tí que todas las noches sean noches de luna, que todos los días sean días de sol.

Este poema es la historia de un niño, que decidio marcharse en una huida desesperada.

Gracias y un abrazo de esperanza amiga.

Luis.

Luis Sánchez García dijo...

Vuelve cuando quieras, Elena.
Yo estoy siempre aquí, como febril imaginero procurando que todos mis huespedes se parezcan a ti.

Un abrazo navideño.

Luis.

Lola dijo...

Como siempre, un placer caminar por ésta calle tranquila, por éste mar en calma.

Mucho dolor y desesperación en éstas letras..., mucha tortura, desconsuelo y angustia para una madre.


Un abrazo. Buenas noches.

Luis Sánchez García dijo...

Gracias por tu visita, Lola.

No existe dolor más grande que la perdida de un hijo, "quizas sí", cuando la perdida es de una forma trágica.

Un abrazo y feliz navidad.

Luis.